Bosque Y Jardín

¿Cómo usar una desmalezadora? 5 reglas de oro al usarla por primera vez.

La desmalezadora, bordeadora o motoguadaña es una herramienta de jardinería empleada para cortar las malas hierbas al ras del suelo. También se utiliza para repasar los lugares a los que una cortadora de césped tradicional no puede llegar, como las esquinas y los bordes.

A continuación te explicaremos cuales son las 5 reglas de oro al momento de usar tu desmalezadora por primera vez. Pero antes vamos a describir qué tipos de máquinas existen para poder explicar las recomendaciones de uso más importantes.

motoguadaña desmalezadora oleo mac fiasa

Desmalezadoras eléctricas y nafteras

Las desmalezadoras eléctricas son la solución perfecta para el cuidado del jardín en tu hogar, ya que son  fáciles de manejar y se utilizan en espacios más reducidos. Podemos encontrar dos versiones, las que se conectan a tomacorriente o a batería. Sin embargo es importante destacar que este tipo de motoguadañas eléctricas se utiliza solo para vegetaciones no tan densas y generalmente vienen equipadas con un sistema de antivibración.

Las motoguadañas o desmalezadoras nafteras son las que se recomiendan para uso profesional, ya que sirven para espacios verdes más extensos. Su autonomía es mayor, ya que no necesita estar conectada a la energía eléctrica para poder operar. Las bordeadoras nafteras se dividen en dos tipos según su motor:

  • Motor 2 tiempos: Estos equipos son de menor cilindrada pero más económicos
  • Motor 4 tiempos: Los equipos de cuatro tiempos poseen mayor vida útil y son muy silenciosos ya que cuentan con mecanismos para reducir el ruido.

Ambas máquinas son empleadas para cortar cualquier tipo de vegetación. 

5 reglas de oro al momento de usar una desmalezadora

Para evitar cualquier tipo de accidente es importante tener en cuenta los siguientes consejos:

1- Use el equipo de protección adecuado para la tarea:

Es muy importante tomarse en serio el equipo de protección personal ya que las desmalezadoras producen giros de hasta 3.000 revoluciones por minuto. Todo elemento de protección facial como pueden ser las  antiparras o anteojos protectores, te ayudarán a proteger los ojos de los pequeños fragmentos que salen disparados al momento del corte. Un par de guantes y zapatos resistentes son altamente recomendables.

Las bordeadoras por lo general son bastante ruidosas, así que si consigues unos protectores auditivos o tapones también será oportuno. Sea cual sea el clima, usa pantalones largos y evita la ropa suelta.

2. Inspeccione el terreno:

Este es un punto muy importante ya que evitará que tengas un accidente. Toma 5 minutos para comprobar la superficie por donde vas a trabajar, ya que incluso en los mejores jardines hay pedazos de escombros, como piedras, y estos pueden saltar fácilmente hacia la ventana o hacia los ojos de alguien que esté alrededor. Relevando bien el terreno antes de usar la desmalezadora puedes evitar llevarte una sorpresa desagradable.

3. Cuidados con el cable de energía al momento del corte:

Si estás utilizando una desmalezadora eléctrica, el mayor peligro está en el cable de electricidad y su arrastre por el trayecto de corte. Es muy probable que puedas enredarte con el mismo mientras te mueves por el jardín, o que accidentalmente cortes el cable. Por eso te recomendamos que no uses un cable alargador demasiado largo y que lo mantengas alejado del cabezal de corte. Presta mucha atención a los movimientos que realizas por el jardín y toma una postura firme mientras trabajas. Evita trabajar en días de lluvia o cuando el suelo esté resbaladizo o empapado.

4. Manténte alejado del extremo de la bordeadora:

Es importante que tomes mucha precaución, ya que el contacto accidental a la altura de la línea de corte puede causar daños muy graves. Si estás usando tu desmalezadora con un arnés y llevas la ropa adecuada, el riesgo será bajo, pero debes tener en cuenta que mientras la motoguadaña está encendida, no tienes que estar cerca de la bobina. Antes de cualquier tipo de tarea de mantenimiento en el extremo de la máquina, compruebe que la máquina ha sido desenchufada y que se haya enfriado.

5. Siempre preste atención a su entorno:

La desmalezadora es una herramienta de corte muy precisa, y si no prestas la suficiente atención puedes dañar en su trayecto toda la hierba o flores que no deseas cortar. Recomendamos especial cuidado también con los cercos, las macetas o cualquier objeto duro que pueda interponerse sobre la línea de corte, ya que la máquina puede arrancar un trozo de lo que sea que haya golpeado y dañarse. Limpia tu jardín de muebles, adornos, etc. antes de empezar a trabajar.

Volver al Blog